¿Viaje al extranjero? Cuidado, peligro de ruina!

Para viajar fuera de España resulta muy conveniente contratar un seguro médico

El verano es la época más propicia para viajar al extranjero y muchos miles de españoles se preparan para esta aventura placentera. Viajar es una de las mejores cosas que se pueden hacer, pero cuando vamos a traspasar las fronteras es conveniente calcular los riesgos y tomar las medidas necesarias para minimizarlos. El mayor peligro es caer enfermo o tener un accidente que nos obligue a ser atendido por médicos del país que visitamos e, incluso, a ser hospitalizados. En función del país en el que estemos, el riesgo se torna máximo y puede acabar en ruina absoluta.

Cuando contratemos el viaje deberíamos contratar también un seguro médico que nos cubra, en la medida de lo posible, los imponderables que nos puedan suceder. El país más peligroso es Estados Unidos, que probablemente tiene las tarifas sanitarias más caras. El traslado de una persona en avión medicalizado desde los Estados Unidos puede llegar hasta los 50.000 euros. Por su parte, el viaje en vuelo regular de un paciente en camilla acompañado por un médico puede costar alrededor de 20.000 euros. Para no tener que hacer frente a estos gastos, el Ministerio de Exteriores recomienda comprar un seguro médico. Los gastos de hospitalización y asistencia médica en la mayor parte de los países “han de ser asumidos por el paciente y pueden llegar a ser muy elevados”, según fuentes ministeriales. Es conveniente firmar una póliza con plena cobertura en caso de enfermedad o accidente, incluidos los gastos de transporte en un avión medicalizado. Para elegir el seguro médico, lo primero que debemos hacer es comporbar qué cantidad cubre. El mínimo recomendable está en torno a los 18.000 euros. Hay que tener en cuenta que una noche de hospital en el país norteamericano alcanza fácilmente los 3.500 euros.

Si el viaje es a algún país de la Unión Europea, debemos adquirir la Tarjeta Sanitaria Europea (TSE) que garantiza el derecho a obtener la atención médica que sea necesaria durante cualquier estancia no continuada en todos los países pertenecientes a la Unión Europea. Para obtenerla hay que ir a una oficina de la Seguirdad Social o tramitarla por Internet. Los seguros más comunes no cubren actividades de riesgo como submarinismo o alpinismo, por lo que tenemos que pactar una cobertura ampliada. Si, asdemás, pensamos conducir un vehículo, hay que contratar un seguro de accidentes y de responsabilidad civil.

Actualmente, el 40% de los españoles que viajan al extranjero contratan un seguro. Es un dato que confirma la tendencia al alza (ha aumentado un 25% desde 2012). Al viajar, nos surgen otras preguntas. ¿Podemos viajar con medicamentos a otros países? Si tienes una enfermedad crónica que te obliga a consumir una medicación concreta, hay que llevarlo en el equipaje de mano con sus envases originales. Esta medicación debería, en teoría, ir acompañada de un documento que explique el tipo de enfermedad y el tratamiento.

En cualquier caso, antes de contratar un producto lo mejor es confiar en el asesoramiento de un profesional del mundo asegurador.

También te pueden interesar

La reproducción sin permiso explícito está prohibida. Todos los derechos reservados.

© TiempoSeguro