Sin seguros no hay Mundial

Las piernas de Leo Messi están aseguradas por un valor de 750 millones de euros

El Mundial de fútbol está cumpliendo las expectativas y ha logrado captar la atención de millones de aficionados de todo el mundo. La eliminación de los principales favoritos (especialmente Brasil, Argentina, Alemania y España) no ha hecho perder interés a la competición. Este torneo, que se juega cada cuatro años, tiene como principal aliciente ver a los mejores jugadores del mundo defendiendo una camiseta que no es la de su club. Pero aunque lo que el espectador quiere ver es a Messi, Mbappe, Neymar, Ronaldo o Iniesta, el puro espectáculo deportivo puede desarrollarse gracias a miles de elementos sin los cuales no habría Mundial. Uno de esos factores son los seguros, imprescindibles para que el balón ruede y contratados mayoritariamente por la FIFA, la Federación Internacional de Fútbol.

Las compañías participan de varias maneras. Por una parte, aseguran todo lo que rodea al Mundial: desde jugadores hasta bienes materiales, pasando por los vehículos de transporte o, incluso, el pago de un hipotético rescate en caso de secuestro. Todo está asegurado. Según Allianz, compañía designada como aseguradora oficial de Rusia 2018, la FIFA ha tenido que afrontar un coste de 130 millones de euros para pagar las pólizas que cubren únicamente las indemnizaciones por los posibles jugadores lesionados. El negocio asegurador total alrededor de este evento ronda los 11.000 millones de euros. Por otra parte, hay una docena de compañías que asumen también el papel de patrocinadoras de diversas selecciones.

El evento obliga a muchas empresas a estar en la lista de los que contratan seguros. Una lista que incluye medios de comunicación (cadenas de televisión, periódicos…), agencias de viajes, proveedores del sector alimentación y muchos otros. La lista de riesgos asumidos es inacabable y contempla todos los supuestos que podamos imaginar. Entre ellos, el de la cancelación de un partido o el retraso a la hora de comenzar el mismo. La cifra de negocio total en pólizas de 10.000 millones no parece exagerada, ya que en el Mundial 2010 de Suráfrica, Lloyd’s hizo un estudio según el cual la cifra total era de unos 9.000 millones de euros (4.800 para asegurar estadios y 4.200 para el resto). Un apartado especial es el de asegurar a los jugadores ante el riesgo de lesiones. Como ejemplo, las piernas de Leo Messi, el mejor jugador que participa en el Mundial, están aseguradas en 750 millones de euros.


Ver: ‘Un Mundial seguro’, ‘Rusia, fútbol y seguros’

También te pueden interesar

La reproducción sin permiso explícito está prohibida. Todos los derechos reservados.

© TiempoSeguro