Luchando contra el fuego

Varios tipos de pólizas permiten recibir indemnizaciones por daños causados por un incendio en el bosque

Los incendios de Galicia y Asturias han dejado un reguero de destrucción a su paso y un gran número de víctimas. El fuego ha destruido bosques, inmuebles y todo tipo de bienes, además de los daños causados a personas que han resultado heridas o que han perdido la vida. Existen varios tipos de pólizas que dan derecho a reclamar, según ha confirmado la patronal Unespa (asociación que agrupa a las compañías aseguradoras). Las pólizas de vehículo, multirriesgo (para viviendas y comercios entre otros), agropecuaria o de vida permiten recibir compensaciones por las pérdidas sufridas.
En el caso de las catástrofes naturales, como huracanes o terremotos, el organismo que se hace cargo de las indemnizaciones es el Consorcio de Compensación de Seguros. Los recientes incendios del norte de España, que al parecer han sido provocados, no pertenecen a esta categoría, por lo que la función de indemnizar corresponde a las compañías aseguradoras. En 2016, hubo 187.680 incendios de todo tipo en España que acabaron con el pago de indemnizaciones por parte de las compañías. La mayoría (145.619) afectaron a viviendas.

Según datos facilitados por la patronal, más del 60% de las viviendas en Galicia están aseguradas y la práctica totalidad de estas pólizas cubren los incendios. Este tipo de pólizas puede cubrir dos aspectos principales: el continente (afecta a las paredes y estructura de la vivienda, así como tuberías e instalaciones eléctricas) y el contenido (hace referencia a todo lo que hay dentro: objetos, electrodomésticos, ropa, etc.)

Respecto a los coches que tienen seguro contra incendio, la cifra también supera el 60%. En 2016 se quemaron más de 9.000 vehículos en España. El seguro de vida también está muy extendido y, de hecho, la práctica totalidad de personas que tienen una hipoteca disponen también de una póliza de vida.

En relación a los seguros agropecuarios, la práctica totalidad de las pólizas cubre el supuesto de incendio, tanto en explotaciones ganaderas, en las que compensa la muerte de los animales, como en explotaciones agrícolas, en los que se contemplan indemnizaciones por pérdidas de cosechas.

Ver: Fuego por la ‘regla del 30’

También te pueden interesar

Twitter

La reproducción sin permiso explícito está prohibida. Todos los derechos reservados.

© TiempoSeguro