Accidentes de tráfico

Las 25 ciudades españolas con menos accidentes de tráfico

Municipios de Madrid y Barcelona lideran el ranking. Mención especial merece Móstoles con la tasa de mortalidad más baja de España (0,10)
Erika Parlon
Erika Parlon
Erika Parlon
Erika Parlon

¿Sabías que cada año los accidentes de tráfico se cobran en el mundo la vida de 1,3 millones de personas? En España, organismos como la DGT o asociaciones como STOP Accidentes han promovido campañas con mensajes duros, testimonios e imágenes reales para concienciar a la población y ponerle freno a la siniestralidad. Pero, a día de hoy, ¿cuáles son las ciudades más seguras al volante en nuestro país? Atentos porque os sorprenderá.

Según el estudio ‘Horizonte C3: Ciudades Casi Cero’, publicado recientemente, podemos conocer datos muy exactos acerca de la siniestralidad vial en España durante los últimos 10 años, en ciudades de más de 80.000 habitantes. A partir de esta exhaustiva recopilación de datos, se ha podido conocer cuáles son las 25 ciudades españolas –pertenecientes a nueve comunidades autónomas-, que mejores índices de siniestralidad vial grave y mortal han mostrado. 

Aún no alcanzamos los excelentes datos de Estocolmo, considerada la ciudad europea más segura, que lleva años manteniendo por debajo de 0,7 la tasa de mortalidad por cada 100.000 habitantes. Pero, tal como muestra dicho estudio, algunas ciudades españolas – en su mayor parte ubicadas en las periferias de las grandes metrópolis-, se acercan a los datos de la ciudad nórdica, ya que presentan una tasa cercana a cero, siendo las más seguras para conductores, peatones y ciclistas.

Ciudades españolas con menor siniestralidad 

Curiosamente, la localidad madrileña de Móstoles encabeza el ranking de ciudades con la tasa de mortalidad más baja de España, un 0,10. En esta línea de baja siniestralidad, también destacan los siguientes municipios de la Comunidad de Madrid:

  • Fuenlabrada (0,31)
  • Getafe (0,56)
  • San Sebastián de los Reyes (0,23)
  • Alcalá de Henares (0,31)
  • Las Rozas (0,42)

En Barcelona sobresalen tres zonas metropolitanas:

  • Cornellà de Llobregat (0,46)
  • Sant Cugat del Vallés (0,67)
  • Santa Coloma de Gramenet (0,51)

Dos de la provincia de Cádiz

  • Jerez de la Frontera (0,56)
  • San Fernando (0,42)

Dos de la Comunidad Valenciana:

  • Elche (0,35)
  • Torrent (0,50)

Dos también en Galicia:

  • Santiago de Compostela (0,21)
  • Pontevedra (0,48)

En esta misma línea, cabe mencionar también a otras ciudades de Asturias, Extremadura, Castilla-La Mancha e Islas Canarias, como Oviedo (0,54); Cáceres (0,63), Talavera de la Reina (0,24) y Teide (0,39), respectivamente.

Estos son algunos de los datos desvelados por el informe que, además, busca localizar la causa de que determinadas ciudades se aproximan a cero siniestros mediante datos como las estadísticas oficiales de la Dirección General de Tráfico y de la información que han aportado expertos en seguridad vial y varios representantes municipales. 

En este contexto, también cabe destacar que desde el sector asegurador -tanto entidades como fundaciones-, se dedican importantes fondos para realizar campañas de prevención y a la reducción de la siniestralidad de tráfico. Lo cual es una muestra de la vertiente más social del seguro aplicada a la investigación, prevención y reducción de los accidentes en carretera.

Miles de compañías y aseguradoras han llevado diversas campañas de concienciación. Como sería muy extenso nombrarlas a todas, pondremos dos ejemplos de un par de informes, publicados recientemente por Unespa, la patronal del seguro: Las asistencias sanitarias en accidentes de tráfico y El daño corporal en accidentes de tráfico.

Menos coches y más peatones

Lo que caracteriza a las ciudades más seguras, según este estudio, son las zonas peatonales, los carriles bici, el calmado del tráfico y los Planes de Movilidad Urbana Sostenible (PMUS). También suelen destacar por contribuir a que circulen menos vehículos a motor y a que lo hagan a menor velocidad, así como a impulsar modos de desplazamiento que generen menor peligrosidad como, por ejemplo, caminar e ir en bicicleta.

El informe también señala factores como la educación vial, en particular para niños y mayores, y la creación de caminos escolares, así como la promoción del uso de sistemas de protección. En muchas ciudades, también se destaca la importancia de que los ciudadanos se impliquen y disponer de protocolos de investigación activos de la siniestralidad que permitan poner en marcha procedimientos para conocer los factores y localizaciones de riesgo, incluso antes de que se produzcan víctimas.

Los municipios de Cornellà y Vitoria, por ejemplo, disponen de órganos de participación ciudadana; Móstoles y Elche impulsan el análisis y la investigación de los siniestros por parte de técnicos especializados; Fuenlabrada fomenta la educación vial en todas las edades; y San Sebastián y San Cristóbal de La Laguna disponen de protocolos de actuación entre departamentos implicados en la movilidad y la seguridad vial.

A día de hoy, de las 25 ciudades con tasas de mortalidad más bajas, únicamente Fuenlabrada, Torrejón de Ardoz, Parla, Getafe y Telde presentan tasas de heridos graves. Es decir, inferiores o iguales a 3,5 heridos graves por cada 100.000 habitantes, lo que equivale a cinco heridos hospitalizados por cada fallecido. El municipio madrileño de Rivas-Vaciamadrid, por ejemplo, se queda muy cerca de dicho valor, con 3,8.

Ahora bien, a pesar del descenso de la siniestralidad en nuestro país, la tendencia es más lenta que en el ámbito interurbano, y las cifras de fallecidos y heridos siguen generando cada año un drama social incalculable. Según los expertos, la reducción de víctimas es demasiado lenta. El 82% de los fallecidos en 2019 en vías urbanas fueron peatones y usuarios de vehículos de dos ruedas. Por eso, se debe reforzar su seguridad en los futuros planes de movilidad y seguridad.

La cifra de fallecidos ha caído una media anual de un 4% en los últimos 10 años. Y lo mismo con los heridos graves, que cayeron un 5% anual. Sin embargo, en 2019 se produjeron más de 100.000 siniestros con víctimas, 66.738 en el ámbito urbano, muriendo 519 personas, y resultando heridas 4.302. Por lo tanto, no debemos bajar la guardia.

Además, de ser responsables y prudentes al volante, y de respetar siempre las normas de circulación; os recomendamos contar con un buen seguro de auto. De esta forma, siempre recibiréis asistencia ante cualquier siniestro, estéis donde estéis. En caso de dudas, os aconsejamos que os pongáis en contacto con vuestro mediador de confianza.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar

Automovil listo para el invierno

Mantén tu coche a punto para el frío

Cuando viene el frío, las condiciones meteorológicas pueden dificultar la conducción: lluvia, nieve, viento, niebla, menos luz diurna… Por ello, es esencial incrementar la precaución y evitar situaciones peligrosas, para nosotros y para el resto de conductores.

Utilizamos cookies propias y de terceros. Si continuas navegando damos por supuesto que te sientes seguro con nosotros ya que, ¿qué mejor que estar seguro en Tiemposeguro? Tus galletas están seguras con nosotros, lo prometemos.