Examen para conseguir el seguro del coche

tiemposeguro
tiemposeguro

Redacción
14 de septiembre de 2017

Las compañías estudian el perfil del tomador de la póliza para determinar el precio y si es candidato a ser asegurado

Las compañías aseguradoras estudian el perfil del tomador del seguro (y en menor medida también el del conductor) y su historial de siniestros para determinar si esa persona es susceptible de ser asegurada y para determinar los detalles de la póliza, entre ellos el más importante: el precio. Los accidentes ocurren a diario y con gran frecuencia. Cinco personas mueren a diario de media, según el informe de la Dirección General de Tráfico (DGT) relativo al ejercicio 2016, a causa de accidentes de tráfico. Además, se producen otros 26 heridos cada día de promedio, que son la consecuencia de los casi 300 accidentes de tráfico que se producen en territorio español todos los días.

A medida que los avances tecnológicos permiten almacenar más información de los asegurados, las compañías han aumentado su interés por determinar el perfil del potencial cliente y, con esta información, variar las características de la póliza que le ofrecen. En especial se estudia el historial del que será titular de la póliza por delante del que se declara como conductor. Para hacerlo, las compañías tienen una base de datos conjunta que recoge todos los siniestros que se han registrado en lo últimos años. La razón principal que mueve a las empresas aseguradoras es la de evitar el fraude, cuyo pico de actividad en el sector se produce en el ramo de autos. Concretamente, según la patronal del sector (Unespa), más de la mitad de las lesiones supuestamente causadas en accidentes tiene un componente de fraude. Una cifra realmente altísima.

Hay algunos perfiles estándar que las compañías consideran ‘peligrosos’. Los más evidentes son aquello que contienen las palabras joven menor de 30 años, coche deportivo de gran potencia, instalación de audio de alto nivel, accesorios en el coche que desvelan que es aficionado a los deportes de cierto riesgo…

Otro colectivo estigmatizado es el de los novatos. Los dos primeros años de carnet son un pasaporte hacia un seguro caro y muchas veces hacia un largo trayecto pidiendo condiciones a distintas compañías. Algunas dedican poco esfuerzo a este tipo de conductores y solo reaccionan rápidamente de forma positiva cuando llegan de la mano de un buen cliente (normalmente los padres del futuro asegurado).

Te puede interesar