Lo imposible

2012. España. 113 minutos. Drama.
Director: Juan Antonio Bayona. Reparto: Ewan McGregor, Naomi Watts, Tom Holland, Samuel Joslin, Oaklee Pendergrast, Geraldine Chaplin, Marta Etura.
Productora: Telecinco Cinema
Presupuesto: 30 millones de dólares

Sinopsis: Henry Bennett (Ewan McGregor), su esposa María (Naomi Watts) y sus tres hijos Lucas (Tom Holland), Thomas (Samuel Joslin) y Simon (Oaklee Pendergrast), se van de vacaciones de Navidad en 2004 a Khao Lak. Al llegar el día de Nochebuena, se instalan y empiezan a disfrutar de la playa. Dos días más tarde, un destructivo tsunami inunda la zona y se ven inmersos en una desesperada carrera por salvar la vida.

Premios: Nominación al Oscar a mejor actriz. Cinco Goyas, de 14 nominaciones.

Lo imposible

Una compañía de seguros aparece de forma relevante en el filme sobre el tsunami de 2004.

‘Lo imposible’ es la triunfal recreación del tsunami que asoló varias regiones de la costa asiática. Esta producción española se basa en un hecho real, protagonizado por la doctora María Belón y su familia, que fue de vacaciones a una zona turística del océano Índico y se vio inmersa en una pesadilla inimaginable. El director, J.A. Bayona, quiso mostrar “lo que no salió en las noticias de televisión”, el interminable drama vivido por las víctimas minuto a minuto. El resultado es un filme espectacular, que tuvo un gran éxito de taquilla y acumuló muchos premios. Y una compañía de seguros aparece en primer plano en dos momentos del filme. Al principio, cuando marido y mujer discuten en el avión sobre quién ha salido el último de su casa y ha activado la alarma. La escena finaliza con un zoom, en una estancia de la casa, sobre un folleto en el que se ve el logo de Zurich. Y al final, cuando la aseguradora se convierte en parte fundamental de la trama y su intervención es clave para solventar el grave problema al que se enfrentaban los protagonistas. La intervención de Zurich es fundamental porque traslada en un avión privado a la familia a un centro hospitalario de Singapur.

Esta aparición de la compañía fue posible por el acuerdo comercial al que llegó con la productora de la película. La aseguradora contrató un servicio que se halla a medio camino entre el product placement y la publicidad subliminal y, por tanto, compró su aparición en la película. Se trata de una fórmula habitual en series y películas y en una alternativa a la publicidad convencional. El product placement se plasma en escenas muy diversas como, por ejemplo, cuando se ve al actor bebiendo una determinada marca de refresco, luciendo un reloj o conduciendo un determinado coche. Es un recurso menos invasivo que la publicidad porque se halla en segundo plano, integrado en la trama, y tiene la ventaja de enseñar el producto. La publicidad subliminal consiste en mostrar la marca de forma muy discreta y de diversas maneras.

La presencia de Zurich generó un debate sobre esta estrategia de pagar para salir en una película porque evidentemente esto significa salir de una manera siempre positiva. De hecho, en ‘Lo imposible’ el desenlace está presidido por la compañía. Un representante de Zurich, vestido con traje, se presenta al marido diciendo que es agente de seguros de Zurich y que repatriará a la familia a una zona segura donde puedan recibir la atención sanitaria adecuada. El agente concluye diciendo que “Seguros Zurich cuidará de su familia”.

También te pueden interesar

Twitter

La reproducción sin permiso explícito está prohibida. Todos los derechos reservados.

© TiempoSeguro